Recubrimientos de Alto Desempeño

Piso Epoxico

El piso epoxico se forma a partir del recubrimiento de una superficie existente, (en su mayoría concreto) por medio de resina epoxica y agentes de curado que al mezclarse forman una reacción química que por sus características califica como un piso industrial.

Las resinas epoxicas confieren al sustrato resistencias a condiciones de desempeño extremas como impacto de carga pesada o arrastre de objetos, tránsito de montacargas, sustancias químicas corrosivas, protección contra grasas y aceites difíciles de limpiar y alta asepsia para las áreas que requieran un estricto control de limpieza y sanidad.

En ocasiones suele agregarse aditivos para mejorar su resistencia y acabado, distintas resinas son utilizadas dependiendo de las necesidades operativas.

Recubrimientos de alto desempeño

Poliuretano

En los recubrimientos de pisos de concreto también se llega a utilizar resinas de poliuretano en combinación con otros materiales para lograr un piso de grado industrial que soporte las condiciones operativas de ciertas empresas dedicadas a la fabricación de alimentos,  industria farmacéutica, industria textil y automotriz. Los pisos hechos con estos materiales presentan menos rayones al ser más flexibles que los pisos epoxicos y soportan mejor la exposición a los rayos U.V. y condiciones al intemperie.

Se utiliza como base para la generación de mortero uretánico, el cual al mezclarse con cemento y otros aditivos logra generar pisos de alto perfil donde se necesita una combinación de alta resistencia química, mecánica y a fluctuaciones térmicas. También se utiliza al recubrir superficies como muros, techos y plafones en cuartos limpios.

Remozamiento de Concreto

Pulido y abrillantado  de concreto

La reparación y posterior pulimento de pisos de concreto tiene como objetivo restaurar las cualidades de un piso de concreto, el cual, debido al uso y en ocasiones debido a la falta de mantenimiento suele perder características físicas y mecánicas propias de su composición inicial.

El proceso de pulir el concreto tiene la finalidad de limpiar la superficie mediante desgaste mecánico de la misma y posteriormente, mediante el uso de químicos densificar y abrillantar la superficie.

A lo largo del proceso de abrillantado el concreto es tratado por metales y resinas diamantadas de distintos granos hasta llegar al brillo y características esperadas.